La Policía desbarató un “pseudoconsultorio”, instalado en la unidad de fisioterapia de una clínica en la ciudad de La Paz, donde adultos mayores eran engañados, puesto que se les cobraba dinero por un tratamiento falso contra las varices.

Según el comandante Jhonny Aguilera, en ese lugar se hacía una “puesta en escena”, para cobrar a los adultos mayores por un tratamiento que en realidad no se estaba haciendo.

Los encargados del “pseudoconsultorio” ofrecían a los ancianos un tratamiento de endoláser, pero en realidad sólo usaban artificios para hacer creer aplicaban ese método, según la investigación policial.

El coronel Juan José Donaire de la fuerza anticrimen indicó que en esa clínica se ofrecía el supuesto tratamiento de endoláser entre 8 mil a 9 mil bolivianos, cuando el costo normal en otros establecimientos oscila por los 16 mil bolivianos.

Como ofrecían el tratamiento a mitad de precio, los responsables del recinto irregular lograban captar a víctimas.

El coronel Donaire indicó que en el ambiente, ubicado entre las calles Colombia y Boquerón, no se tenía la tecnología para hacer el tratamiento de endólaser, sino se usaba artificios para estafar a los adultos mayores.

Reveló que, al hacerse público el caso, ya aparecieron varias víctimas que entregaron dinero a cambio del tratamiento falso.

Según Donaire, dos ciudadanos ya fueron imputados en este caso. El proceso es por delitos contra la salud pública y ejercicio indebido de la profesión, pero no descarta que se amplía a estafa ante las evidencias encontradas.

El coronel Aguilera indicó que entre los implicados está un auxiliar de enfermería, quien usaba el sello de su padrino médico para las recetas. Ese aspecto también está bajo investigación.

(ABI)

Por Taxi Noticias

Diseñador y Administrador de Noticias en la Web

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *