La mujer policía que fue agredida y arrastrada por un conductor en presunto estado de ebriedad en Potosí llegó a una “conciliación” con el agresor, retirando la denuncia, pese a los 10 días de baja que recibió en una evaluación médico forense.

Un video muestra cómo el propietario del vehículo particular discute con la mujer, para luego propinarle varios golpes, ocasionarle un sangrado, y después arrancar el motorizado, pese a la oposición de la uniformada y la intervención de algunos transeúntes.

Sin embargo, desde la Fiscalía Departamental de la Villa Imperial se anticipa que se seguirá de oficio la investigación, aunque se admite que podría existir una “salida alternativa” dispuesta por una autoridad jurisdiccional.

“Las partes han llegado a un acuerdo conciliatorio, han presentado un documento de conciliación entre ambos, y un memorial de desistimiento de la víctima, pero, a pesar de esto, hemos continuado de oficio, probablemente (habrá) una salida alternativa, pero esto está sujeto a consideración de la autoridad jurisdiccional”, explicó la encargada regional del Ministerio Público, Roxana Choque.

Se presentó una imputación por los delitos de resistencia a la autoridad y lesiones, “los tipos penales no nos permiten la medida extrema que es la detención preventiva” para el agresor, que obtuvo cinco días de baja médica, por supuestos golpes que también le propinó la mujer policía.

(El Deber)

Por Taxi Noticias

Diseñador y Administrador de Noticias en la Web

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *