Yassir Molina, líder de la Resistencia Juvenil Cochala (RJC), se abstuvo de declarar este domingo en la Fiscalía de Sucre, donde fue trasladado anoche, tras ser detenido en un operativo policial en Cochabamba.

Es un proceso en el que no formamos parte de ningún hecho ilícito, no hemos cometido ningún delito, esperamos que el Ministerio Público tome una decisión acertada y lamentablemente están forzando este proceso”, señaló en un breve contacto con medios de comunicación.

La denuncia fue formulada por Delfín Romero, en representación legal como presidente del Comité Cívico de Defensa de los Intereses de Chuquisaca (Codeinca).

Presuntamente cometió los delitos de organización criminal, destrucción o deterioro de bienes del Estado, y riqueza nacional, privación de libertad, tenencia y porta o portación ilícita y atentado contra bienes públicos, entre otros.

La Resistencia Juvenil Cochala era un grupo organizado en medio de la convulsión social de 2019, donde sus integrantes salían en motocicletas, encapuchados, a contrarrestar movilizaciones de grupos afines al MAS.

Por Taxi Noticias

Diseñador y Administrador de Noticias en la Web

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *