Después de recibir y hacer la inspección de los contenedores que resguardan 200.000 vacunas rusas Sputnik V que arribaron la mañana de este martes a Cochabamba, el presidente Luis Arce Catacora se comprometió a distribuir las dosis de manera inmediata, tarea que estará a cargo del Ministerio de Salud, en coordinación con los servicios departamentales de Salud (Sedes).

«Las vacunas son, sin duda, un elemento central para cuidar la vida de los bolivianos. Quiero saludar a la distancia al hermano Vladimir Putin que ha hecho posible que estas vacunas lleguen acá; se repartirán de manera inmediata a los Sedes para que se mantengan en cadena de frío y sean distribuidas a los centros de vacunación», precisó.

Del mismo modo, Arce admitió que no hay suficiente cantidad de vacunas para satisfacer los requerimientos de la población globaly existen problemas internos en algunos países donde se fabrican las dosis, puesto que exigen dar prioridad a sus ciudadanos.

En este sentido, dijo que si no se enfrenta la pandemia en unidad entre países y en armonía de políticas y acciones contra el Covid-19 será difícil que la humanidad pueda salir de este problema, que desató una emergencia sanitaria a escala mundial.

Arce lamentó que haya países que no puedan acceder de una manera óptima a las vacunas por falta de recursos y tengan que esperar donaciones como las impulsadas desde el mecanismo Covax (dependiente de Naciones Unidas). Remarcó que si Bolivia no hubiese acudido a la firma de contratos para la adquisición de vacunas, la llegada de las dosis no hubiera sido posible.

Más adelante, el mandatario precisó que Bolivia está abierta al diálogo con las empresas proveedoras para comprar y garantizar la vacunación en Bolivia.

Gestiones

Por otra parte, la viceministra de Comunicación, Gabriela Alcón, señaló este martes que el Gobierno realiza las gestiones para obtener más dosis de vacunas contra el coronavirus y a la vez denuncia internacionalmente el acaparamiento de la dosis por unos pocos países.

“Hay que tomar en cuenta las gestiones que se están desarrollando para adquirir estas dosis (…), esto a pesar de lo que hemos denunciado como país sobre el acaparamiento de las vacunas por pocos países, lo que ha dejado, incluso, a 60 países que no han recibido ni una sola dosis. Nosotros estamos realizando las gestiones, pero también estamos en esa denuncia”, dijo en una entrevista con Bolivia TV.

Alçón explicó que existe un trabajo coordinado entre las autoridades de los ministerios de Salud y Relaciones Exteriores junto al “Gabinete Covid”, que está en constante evaluación de las gestiones que se realizarán para luchar contra la pandemia.

Hasta la fecha, un total de 557.394 vacunas fueron aplicadas en Bolivia, con dosis de Sputnik V, Sinopharm y AstraZeneca. Los primeros inmunizados fueron personas de salud y de los grupos de riesgo, como adultos mayores y personas con enfermedades de base.

Por Condori Luis Pedro

Diseñador y Administrador de Noticias en la Web

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: