Uno de los mayores desafíos que enfrenta Bolivia en su aspiración de industrializar el litio es superar la brecha tecnológica, por lo que será fundamental el fortalecimiento de alianzas estratégicas para incorporar tecnología e inversiones, sin embargo, a diferencia de Argentina y Chile, el país mantiene condiciones estrictas para la asociación con actores externos.

Estos son algunos elementos que incorpora un reciente informe publicado por la consultora internacional Torino Economics.

El informe recoge algunas estimaciones realizadas durante el último Gobierno de Evo Morales, como la obtención de 4.500 millones de dólares anuales por la industrialización del litio. No obstante, la consultora señala que para obtener esa cantidad de ingresos se necesita una fuerte inversión extranjera y aclara que no ello no es una tarea sencilla, “ya que deben garantizarle una alta rentabilidad”.

Torino Economics menciona que, si bien Yacimientos de Litio Bolivianos (YLB) optó por abrir la participación de actores extranjeros en el proceso de industrialización del litio, mantiene condiciones estrictas para la asociación con actores extranjeros en relación a lo que ocurre en Argentina y Chile. 

“La (condición) más exigente ha sido la de mantener una posición mayoritaria en la asociación estratégica, demandando, además, que el socio garantice mercados para los productos elaborados”, dice el informe.

Asimismo, señala que será fundamental el fortalecimiento de alianzas estratégicas que permitan la incorporación de tecnología e inversiones en el proceso de Extracción Directa del Litio –la nueva tecnología por la que ahora apuesta el Estado boliviano-, “dentro de un marco normativo que incentive la participación de las empresas más destacadas”.

Acuerdo regional.

Torino Economics menciona que un trabajo en equipo entre Argentina, Bolivia y Chile -que conforman el triángulo del litio: la región con la mayor reserva mundial-, no es una posibilidad utópica, aunque tomaría tiempo porque los países vecinos están más adelantados en la producción de litio.

“Para lograr un acuerdo regional el país gobernado por Luis Arce tendría que intentar tomar el ritmo de sus vecinos”, dice el informe.

Reunión con Argentina.

El ministro de Hidrocarburos y Energías, Franklin Molina, y su par argentino, Roberto Salvarezza, titular de la cartera de Ciencia, Tecnología e Innovación, se reunieron ayer para establecer una agenda binacional sobre el litio, hidrocarburos y energías renovables.

“El objetivo principal de la reunión fue establecer una agenda común de intercambio y desarrollo científico-tecnológico en materia energética, especialmente para el desarrollo, para la extracción e industrialización del litio, hidrocarburos y energías renovables”, se lee en el portal oficial del Gobierno Argentino.

Ecuesta: 71% apoya la nacionalización

El 71,6 por ciento de los bolivianos considera que se debe nacionalizar el litio por ser un “recurso estratégico” del Estado Plurinacional y para que su industrialización y comercializa-ción beneficien a la población.

Según la encuesta titulada “Panorama político y social, mayo 2021, Bolivia” del Centro Estratégico Latinoamericano de Geopolítica (Celag), solamente un 21,3 por ciento de los consultados optaría porque la industria del litio sea desarrollada con capitales privados.

El trabajo de campo para obtener los resultados se realizó del 20 de abril al 11 de mayo de 2021. El tamaño de la muestra fue de 2.000 casos. 

Por Taxi Noticias

Diseñador y Administrador de Noticias en la Web

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *