El jueves pasado estuvo despierto hasta después de la medianoche, algo que sólo ocurre en Navidad o Año Nuevo. ¿La razón? La premiere de su opera prima se prolongó hasta las 23:00.

Físicamente estaba muy cansado por las entrevistas e idas y venidas, pero la adrenalina activada por la presencia de tantos e importantes invitados, las felicitaciones, los premios  y el ver en una pantalla de cine la película que dirigió mantuvo despierto Jhosney Paca Moreira, el niño de 12 años de El Alto que se convirtió en el director de cine más joven de Bolivia con su filme Otro día más, que  narra en 50 minutos la historia de dos niños víctimas de la violencia intrafamiliar.

Jhosney tenía a su lado a sus amigos de barrio: los hermanitos  Roberth,  de 10 años, y Franklin, de  13, -los actores principales de la película- que  también contenían el sueño con la sorpresa y la emoción. Brillaba junto a ellos Alexandra Calle, codirectora del filme. Los Trovadorcitos en pleno vivían el momento “más superincreíble”, como no se cansan de repetir.

“Desde que  aceptaron que realicemos la premiere de la película en Cinebol me imaginé que sería un gran evento, donde estarían todas las autoridades y otros invitados; me imaginaba algo buenísimo, ¡pero en el momento de la verdad fue súper increíble! ¡Nos dieron reconocimientos y fuimos súper, súper felices; fue uno de los mejores días de mi vida como para todos  Los Trovadorcitos!”, expresa  Jhosney. 

Por Jesus

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: